Los prejuicios contra los tatuajes fue el punto de partida de la candidatura de Vladimir Franz, profesor universitario, pintor y compositor de ópera, a la presidencia de la República Checa.Franz tiene la piel enteramente tatuada de pies a cabeza, y en un principio la idea era plantear el concepto de que a pesar de los prejuicios las personas tatuadas o con otro tipo de peculiaridades poco tradicionales también tienen todas las capacidades necesarias para desempeñar cualquier actividad en la sociedad, incluida la mayor investidura nacional.                    Si quieres saber más