Los tatuajes vibradores magnéticos podrían ser un día utilizados por los usuarios de teléfonos móviles para recibir alertas de mensajes y llamadas, si Nokia lleva a la práctica una nueva patente que acaba de registrar.

La firma finlandesa ha descrito la idea en un registro llevado a cabo en la Oficina de Patentes de Estados Unidos.

En él, la compañía describe el tatuaje o el rociado de material ferromagnético sobre la piel y su posterior sincronización con un dispositivo móvil.

En el registro figura Zoran Radivojevic, basado en Cambridge, como el principal inventor. La patente fue archivada la semana pasada, según el sitio de noticias Unwire View.

Nokia sugiere que la marca magnética podría ser adherida bien en el brazo, el área abdominal o en un dedo del usuario.

“Ejemplos de aplicaciones serían mensajes de batería baja, mensaje recibido, llamada recibida, alerta del calendario, etc…”, se lee en el registro.

“El campo magnético podría causar vibraciones de un solo pulso, pulsos múltiples y de distintas duraciones, pulsos fuertes o débiles, etc…”

El texto sugiere también que la marca magnética podría funcionar como control de identidad. Mediante la elección de cierta forma, el usuario sería capaz de crear una “impedancia magnética específica”, en efecto su propia firma magnética.

“Una vez que el usuario se acostumbra a la tecnología táctil en un teléfono o una tableta, otros dispositivos sin ella pueden parecerle ‘muertos'”

Marek Pawlowski, director de la firma de estudio de la industria telefónica PMN

Esto podría actuar como una contraseña, y se da el ejemplo de una computadora portátil que se niega a funcionar si su dueño no está cerca.